MUNDIFRASES. PÁGINA WEB DONDE ENCONTRARÉIS FRASES DE MIS LIBROS Y RELATOS

miércoles, 25 de marzo de 2015

ESTE JUEVES...RELATO

                                               PALÍNDROMOS
 Charo nos convida a jugar con los Palíndromos. Yo he escogido uno de los propuestos.
  OÍR ESE RÍO
 

Aquella mañana de primavera, Laura quedó con sus amigos, a cuestas llevaba una gran mochila y una tienda de campaña. Se presentaba un fin de semana espectacular, importaba poco dónde iban sino quienes, y la convivencia que tendrían. Después de dos horas de tren, por fin llegaron a su destino; aunque aún les faltaba un largo camino hasta llegar a un claro fantástico para la acampada. El camino era un poco tortuoso en algunos tramos; y la verdad es que Laura no era muy ágil, y cuando las piedras se tropezaban con sus pies lo pasaba mal; porque según ella eso pasaba, no era ella la que se tropezaba, sino las piedras que estaban mal puestas; pero rápidamente se rehacía, no quería perder el paso con los demás, y la excursión lo merecía, rodeados de grandes árboles que les brindaban una preciosa sombra para aminorar el calor que sentían fruto del esfuerzo.
Después de otras dos horas de caminar, comenzaron a oír ese río  que ya les habían comentado se sentía cuando te encontrabas cerca del claro para acampar. Todos permanecían alerta; y por fin, de pronto se abrió ante sus ojos aquel precioso prado y al lado un río con un sonido que era música celestial para sus oídos. Al acercarse, todos se quedaron bien parados al descubrir aquella agua tan cristalina, nunca vieron nada igual. Acercaron sus manos a modo de cuenco al río, después a sus labios, cerrando los ojos y disfrutando de un agua que seguramente les costaría volver a probar. Esto fue el inicio de un fin de semana inolvidable lleno de convivencia y emociones, incluido baño.

MÁS PALÍNDROMOS EN CASA DE CHARO

19 comentarios:

LAO Paunero dijo...

Un relato lleno de vida y sensaciones de río Carmen....

Ester dijo...

Me gusta el relato y la excursión, el agua es parte de mi. Un abrazo

El Demiurgo de Hurlingham dijo...

Bien planteado. Los sentidos halagados por el río.

Montserrat Sala dijo...

hoal Camen Yo aún no he publicado pero mi relato es muy parecido al tuyo.No seguimos leyendo...
Un abrazo

Juan Carlos dijo...

Sí, Laura tiene razón, las piedras están mal colcadas ... muy bueno.
El relato me ha gustado, fresco, vital y esperanzado, como el agua del río.
Abrazos, amiga.

Sindel dijo...

Muy lindo relato! Yo también suelo ser como Laura, pero reconozco que las piedras están bien y yo soy algo torpe!jaja
Me gustó mucho leerte porque pude sentir el río, y saborear las aguas cristalinas en tus letras.
Un beso =)

Carmen Magia dijo...

Preciosa naturaleza la que describes. Me hubiera encantado formar parte de esa excursión...

Muchos besos

José Vte. dijo...

Un buen relato que huele a excursión de verano y a buen tiempo para disfrutar. El palíndromo lo has encajado a la perfección.

Un abrazo Carmen.

Carmen Andújar dijo...

Gracias Lao, Ester, Demiurgo, arlos,Montserrat,Juan Carlos,Sindel, Carmen y José Vicente. Estas excursiones son las que motivan la vida.
Un abrazo

G a b y* dijo...

El río toma su protagonismo, y brinda una riqueza sonora, fresca y cristalina al relato.
Se puede decir, que he paseado junto a la protagonista a través de tus palabras.
Besos!
Gaby*

Charo dijo...

Qué bonita experiencia nos has descrito, me has hecho también oír ese río y ver ese prado verde y fresco. Has construído un buen relato alrededor de un bello palíndromo.
Gracias por participar.
Un beso

Fabián Madrid dijo...

Al final el relato es refrescante.
Un beso.

San dijo...

Coincidimos Carmen, en oir ese río, y es que ya va apeteciendo una escapadita como la que tan bien nos relatas. Una excursión más que agradable.
Un abrazo.

Tracy dijo...

Lo has descrito tan bien que he visto y he oído ese río.

Pepe dijo...

Te diré que eso de oir ese río, me da de pleno pues acostumbro a caminar cerca de arroyos y es una delicia sentir el murmullo del agua cerca. Me ha encantado tu relato, Carmen.
Un abrazo.

rosa_desastre dijo...

Las dos elegimos el río para acomodar nuestras letras...en el tuyo, dan ganas de acampar, si.
Un beso

Neogéminis Mónica Frau dijo...

Hay aguas muy especiales que suenan con más profundidad que otras en nuestro interior. Más que con sus virtudes geográficas, creo que se relaciona con las emociones que nos despierta, y eso depende en mucho de la compañía con la que estamos compartiéndolas.
Un abrazo

Yessy kan dijo...

Hermoso relato, Carmen. Un rio placentero que incita a renovación interior.
Que gusto leerte,
Un beso

pedro pablo garcia dijo...

Un buen fin de semana en ese río magico. Un beso Camen