MUNDIFRASES. PÁGINA WEB DONDE ENCONTRARÉIS FRASES DE MIS LIBROS Y RELATOS

miércoles, 25 de septiembre de 2019

ESTE JUEVES...RELATO

                                                     TE PERDONO
 
El tema de la violencia de género es uno de los que más me interesa en estos momentos, precisamente estoy intentando escribir un libro sobre ello. Me interesa no sé si más o menos que otras mujeres; pero a mí me hiere profundamente simplemente por el hecho de ser mujer, y aunque yo no esté pasando por ese calvario gracias a Dios;  me solidarizo con tantas mujeres que están viviendo malos momentos.
 El viernes pasado estuve en una manifestación nocturna, como  muchas más que se hicieron en multitud de ciudades de nuestro país. Decenas de linternas tiñeron  de violeta las calles, denunciando las barbaridades que les están sucediendo a nuestras mujeres, solo por el hecho de serlo. Es algo que tiene difícil solución y como dice el título, muchas de estas mujeres perdonan a su pareja la primera vez que les golpea, o la primera vez que las insulta tratándolas de inútiles, cuando les mira el móvil, cuando le controla sus salidas y su dinero, y ella le perdona porque no se da cuenta del final de la historia y piensa que es culpa suya, que seguro que cambia, que tal vez pasó un mal día, y sobre todo le perdona, cuando él viene después de pegarle por primera vez y le dice que no lo hará más, que le perdone, que la quiere más que a su vida, y ella le cree, y le vuelve a creer, hasta que un día acaba matándola, y ya...es demasiado tarde. Esas mujeres tienen la autoestima por los suelos, tienen depresión, no pueden salir de ese agujero sino les ayudan, incluso cuando dan el paso de la denuncia,  necesitan esa ayuda psicológica que seguramente les proporcionarán las casas de acogida; pero nunca serán las mismas, porque sentirán el aliento de aquel hombre por mucho tiempo, y saben que no pueden salir solas a la calle, cualquier descuido puede ser mortal.
Cada semana se debía de salir a la calle, no se puede permitir llevar más de cuarenta mujeres muertas en lo que va de año sin hacer nada, las autoridades no hacen suficiente,  ya sabemos que no es nada fácil,  sobre todo entrar en la intimidad del hogar es muy difícil; pero  es un problema de todos y aunque no sea a nosotros a quien nos sucede, seguro que muchos somos vecinos o amigos de alguien que está pasando por algo así, y es nuestra obligación ayudar y denunciar.
  Siempre he pensado, esto es una guerra que no la ganaremos sin la ayuda de los hombres. Muchos de ellos ya están concienciados, solo les falta dar ese paso y ayudar a que esta lacra se acabe. Yo...tengo esperanzas, no está todo perdido, seguro que aunque perdamos batallas y la guerra sea larga, la conseguiremos ganar.
MÁS PERDONES EN LA CASA DE GUS

14 comentarios:

Tracy dijo...

Estoy contigo en esa lucha.

Campirela_ dijo...

Has hecho un buen relato ..y es una realidad que entre todos hombres y mujeres hay que radicar ..Un abrazo Carmen.

Ester dijo...

Todas, creo que todas, aunque no tengamos problemas nos solidarizamos con quienes los sufren, quizá desde un punto privilegiado vemos con mas claridad lo que ocurre, estoy de acuerdo con las manifestaciones pero no es suficiente, las penas no son suficientes, la mujer que denuncia tiene que irse de su casa, uff, ya me estoy subiendo a las ramas y acabo pidiendo una pistola. Abrazos

Albada Dos dijo...

Es que es el problema de todas. Empezando por criar a nuestros hijos, hembras y varones, en el respeto mutuo.

Perdonamos demasiado, no me cabe duda. Y así nos va.

Magade Qamar dijo...

El perdón a veces esconde un miedo bajo sus sayas y se disfraza de amor. Creo que jamás podremos ponernos en la piel de quien sufre pero sí solidarizarnos y no dejar de lado a quién precisa ayuda pero debe empezar desde dentro. Si se da un paso que no sea para retroceder después.
Un beso.

MOLÍ DEL CANYER dijo...

Estoy contigo pero hay cosas que se tienen que cambiar, desde la educación hasta las leyes. Muy buena expedición de una realidad punzante. Besos.

María Dorada dijo...

Tengamos esperanzas, hay que seguir luchando para que todo ello se acabe.

Reflexiva tu aportación.

Besos enormes.

CARMEN ANDÚJAR dijo...

Gracias Maria Dorada, Ester, Molí, Magade, Albada, Campirela y tracy. No se ha de perder la esperanza en que esto se acaba.
Un abrazo

Neogeminis Mónica Frau dijo...

El amor no debe implicar sometimiento. Hay que aprender a respetarse. Un abrazo

Dafne Sinedie dijo...

Estoy completamente de acuerdo contigo, Carmen. Todas las personas tenemos que luchar juntas, codo con codo, y concienciarnos para que estas injusticias acaben. Debemos asumir que el machismo es una lacra que se nos transmite desde pequeños, y que debemos rebelarnos para no perpetuarlo.
Creo que aún hay esperanza.
Un besazo

Mar dijo...

Muy de acuerdo con tus palabras, sobre todo cuando dices que los hombres tienen que dar tambien el paso para acabar con esta lacra. Creo que la mayoria de ellos son sensibles con esta terrible realidad, afortunadamente.

Bss.

CARMEN ANDÚJAR dijo...

Gracias Mar, Dafne y Neo. Es así, sin los hombres no ganaremos esta guerra.
Un abrazo

El Demiurgo de Hurlingham dijo...

Comenté a Dafne, por acá suele suceder que hay mujeres policías que también son víctimas de esa violencia, agravándose porque hay un sistema de encubrimiento de las jerarquías. Y queda la denuncia, en algún informe de algún noticiero.
Hay algo que se da es la falta de solidaridad de parte de mujeres, en medios de comunicación. Como preguntar a una famosa, que fue víctima, que hizo para provocar el ser golpeada. Y está el tema del bullyng que varias adolescentes se juntan para golpear a otra.

Efectiva entrada.
Un abrazo.

Myriam dijo...

La violencia doméstica es una horrible lacra de nuestra sociedad,
incomprensible que se siga dando en pleno Siglo XXI.


Un abrazo, Carmen
PD. Lamentablemente no he podido participar en esta convocatoria tuya.
Gracias por traer este problema a la Luz.