MUNDIFRASES. PÁGINA WEB DONDE ENCONTRARÉIS FRASES DE MIS LIBROS Y RELATOS

miércoles, 11 de noviembre de 2015

ESTE JUEVES...RELATO

MARA LAIRA PRESENTA ARGUMENTOS ONÍRICOS, SURREALISTAS, ETC.

 Este jueves nuestro compañero Demiurgo nos propone un tema fantástico relacionado con diferentes temas propuestos por él. Uno de esos temas se tenían que relacionar con diferentes imágenes y yo he escogido éste. La foto elegida es la que aparece una niña con un hada a su lado. Fue un caso muy famoso de unas niñas  de un pueblo de Inglaterra, que hicieron unas fotos a unas supuestas hadas, Hasta hicieron una película.

                                                          ¿ERES REAL?

 

-¿Eres real?
-Claro que lo soy
-A lo mejor estoy soñando.
De soñar nada, tócame si quieres.
Eva la tocó, tenía un tacto  aterciopelado. Las alas eran muy finas, le daba cosa tocarlas, parecía que se fueran a deshacer; pero si, era real. Entonces se elevó con un movimiento rápido de sus alas, le hizo una señal para que la siguiera, y así lo hizo.
La llevó a un rincón del bosque que no conocía y observó unos árboles muy extraños,  con unas protuberancias nunca vistas, como si de un caracol se tratara. La hada o lo que fuera se acercó, y esa protuberancia se convirtió en un agujero, y cuando entró el hada se transformó nuevamente en una prominencia, sin que quedara ninguna señal de que allí se encontraba una entrada. De pronto, de otro agujero salieron otras hadas, y otras más. Eva se vio rodeada de aquellos pequeños seres, era increíble. Entonces la miraron y dijeron:
Eva, puedes venir aquí todas las veces que quieras; pero nos has de prometer que no se lo dirás a tus padres ni a otros adultos, si lo supieran desapareceríamos:
La niña las miró y les dijo:
--Pero ¿por qué?
--Porque solo vosotros, los niños nos podéis ver, tenéis la inocencia necesaria. Los adultos nos querrían cazar y hacer experimentos con nosotras, y eso no lo podemos consentir.
--Solo lo puedes decir a alguna amiga, de la que estés segura que pueda guardar el secreto.:
Con cara de tristeza bajó la cabeza afirmando. Dio la vuelta y encaminó sus pasos hacia su hogar. Su cara se fue transformando en  alegría porque ella, y solo ella, tenía el privilegio de algo que muy pocos seres humanos verían a lo largo de su vida, y eso, era fantástico.
MÁS RELATOS ONÍRICOS EN CASA DE DEMIURGO

16 comentarios:

El Demiurgo de Hurlingham dijo...

Que buena historia que contaste.
Tal vez algunos conserven esa inocencia, de la que hablás, al crecer.
Buen dialogo.

Gracias por sumarte.

María Perlada dijo...

Me encantó tu relato juevero entre alas, y hada, para soñar en un mundo mágico desde la niñez y no terminar de soñar ni siquiera hasta el final de nuestros dias.

Te felicito por este dialogo.

Un beso dulce de seda.

Carmen Andújar dijo...

Gracias Demiurgo, si, algunos aún conservamos un poco de esa inocencia. Gracias María, soñar es precioso.
Un abrazo

Ester dijo...

Eva puede estar tranquila que yo no se lo contaré a nadie, porque no gasté toda mi inocencia. Saltos y brincos

pikxi dijo...

Yo conocía la historia de la foto. Solo los niños tienen la fe suficiente para preservar la magia de las hadas.
Un saludo.

* dijo...

Es una pena que conforme nos hacemos mayores perdamos tantas cosas bonitas de la vida pero, ¿sabes? si conservamos dentro algo de ese niño o niña que un día fuimos, no hemos perdido todo. Hay un hálito de esperanza... y por qué no... de ilusión.

Me ha gustado mucho, mucho, conocer a ese ser magnífico.
Un beso enorme.

Neogéminis Mónica Frau dijo...

Una situación mágica y fantástica con la que muchos -me incluyo- alguna vez fantaseamos! jejej
Un fuerte abrazo

Carmen Andújar dijo...

Gracias Ester, Neo, dijo y pikxi. Siempre conservaremos parte de esos niños que fuimos.
Un abrazo
Carmen

Alma Baires dijo...

¡Qué ternura! ...yo creo firmemente en las hadas ...y en todos esos seres mágicos.
Me encantó tu historia Carmen!!!

Un beso.

Carmen Andújar dijo...

Gracias Alma. Hay que creer amiga, hay que creer.
Un abrazo

Tracy dijo...

Una bonita historia la que urdiste al rededor de la imagen de Demi, aunque prefiero pensar que aún quedan adultos que gozan de la inocencia de un niño.
Un abrazo.

Maria Rosa dijo...


Bonita historia Carmen, un sueño que todos tuvimos alguna vez, ver a un hada de verdad. Me encantó.

mariarosa

Carmen Andújar dijo...

Gracias Tracy y María Rosa. La imaginación es lo más bonito, no hay que perderla nunca.
Un abrazo

H... (Perla Gris) dijo...

Ojalá esa inocencia no se perdiera con la edad adulta... es una pureza tan hermosa... tan bella... como tu relato... Yo creo en la hadas, será que aún me queda un poco de inocencia infantil...
Besines...

LuisBernardo Rodriguez dijo...

Muy tierno aporte, por supuesto que la inocencia tiene el privilegio de ver más allá de las cosas, me pareció brillante destacar este valor. Me pregunto que habrá pasado a la ni´ña cuando creció, se acordará de su descubrimiento... Besos y gran aporte!!

rosa_desastre dijo...

Lo que la inocencia sólo puede ver, hadas, duendes, amigos imaginarios que comparten las fantasías mientras somos niños.
Un beso